Super Mario Bros 2: The Lost Levels, una secuela perdida

Si eres del hemisferio occidental lo más probable es que nunca hayas visto u oído de Super Mario Bros 2: The Lost Levels. Es normal que así sea. Los de Nintendo no son ningunos tontos, y por eso no se atrevieron a lanzar al mercado mundial la verdadera secuela de Super Mario Bros.

¿Por qué?, te preguntarás. La respuesta será muy obvia una vez que conozcas las características de este particular videojuego.

Imagen de Super Mario Bros y Yoshi
Imagen de _luca, Pixabay

Super Mario Bros 2: ¿Demasiado difícil?

La franquicia que muchos aman comenzó sus andadas un lejano 13 de septiembre de 1985, el juego rompió la mala racha que arrastraban todas las grandes compañías de videojuegos desde 1983, con más de 10 millones de cartuchos vendidos en el mundo.

Con una jugabilidad innovadora y creativa, que aún ahora es entretenida, Super Mario Bros se convirtió en un hito de los videojuegos.

Sin embargo, está claro que no era un juego del todo amable, Super Mario Bros desafiaba a sus jugadores a superarse, a entender sus patrones y anticipar trampas y enemigos. Era un juego difícil, pero no era tan difícil como la secuela que Nintendo lanzó tan solo un año después. Un juego que en occidente nunca llegamos a conocer, porque nunca salió del mercado asiático, por decisión de Nintendo: Super Mario Bros: The Lost Levels.

¿Cómo era la secuela perdida?

En dos palabras: muy diferente. En Occidente tuvimos algo que los japoneses llamaron Super Mario USA, es decir, ellos sabían que no era la verdadera secuela, la que ellos habían enfrentado fue bautizada, originalmente, Super Mario Bros. 2: Para Super Jugadores. Ni más ni menos. Y es que se necesita ser un super jugador para ganarle a un videojuego como este.

En esencia seguía siendo el mismo Mario, un juego de plataforma, bidimensional, donde la mayor parte del desafío está en esquivar los obstáculos y sobrevivir hasta el final. El meollo era ese, sobrevivir, un solo salto fuera de tiempo y era game over.

Y fue en la supervivencia en lo que se enfocó Nintendo para la secuela que nunca vimos.

Las novedades de Super Mario Bros: The Lost Levels con respecto a su predecesora

Imagen referencial de Super Mario Bros 2

La mayoría de los cambios estaban orientados a aumentar la dificultad y convertir la aventura del fontanero en una verdadera carrera por la supervivencia.

1. Algunas criaturas marinas podían estar en la superficie y atacar a Mario.

2. Las plantas pirañas pueden salir de las tuberías aunque Mario ande cerca.

3. ¡Hongos venenosos! Como si faltara más. Si ves a uno de estos huye o salta, no lo enfrentes.

4. El Rey Koopa/Bowser puede llegar a aparecer más de una vez en el mismo mapa, ¡no te confíes!

5. Esta entrega de Mario Introduce las Tormenta de Viento, que pueden empujar a Mario a derecha o izquierda, cuidado al saltar. Una buena forma de confirmar la dirección del viento es mirar las hojas en el mapa y hacia donde se arrastran.

6. Aparece un nuevo tipo de trampolín verde, salta sobre ellos a tu riesgo, Mario volará por los aires igual que Superman, esto puede ser bueno o malo, dependiendo de donde caigas.

Combina el trampolín verde con las tormentas de viento y tendrás la trampa robavidas perfecta.

Pero no todo son trampas, Super Mario Bros: The Lost Levels también trajo consigo unas cuantos cambios innovadores, por ejemplo, la famosa elección entre Mario y Luigi, que importa mucho dependiendo de tu modo de juego (si creías que funcionan iguan piénsalo de nuevo).

Mario salta con menos fuerza que Luigi, pero frena con mayor facilidad; Luigi es todo sobre velocidad, con saltos olímpicos que pueden ser tan buenos como malos, especialmente si acabas cayendo en alguna trampa habitual.

Por otro lado, si perdías todas las vidas no regresabas al primer mundo, sino que regresabas al primer nivel del mundo en el que estabas cuando perdiste, uno de los pocos gestos de benevolencia de parte de las mentes maestras de Nintendo.

La dificultad del videojuego hizo que los de Nintendo se pensaran dos veces su lanzamiento a nivel mundial, y al final no lo hicieron. Super Mario Bros: The Lost Levels vendió más de 2,6 millones de copias, sólo en Japón. Nintendo produjo una versión más “potable” y sencilla para EEUU y el resto del mercado occidental que nunca supo mucho de esta joya.

Ahora mismo es un juego de culto para los amantes de lo retro y un quebradero de cabezas para los que pensaban que sería un paseo, como los videojuegos de ahora.

Y ahora que sabes todo esto, ¿te atreverás a darle una oportunidad a Super Mario Bros: The Lost Levels?

Deja un comentario